Somos parte de la naturaleza, no sus dueños!

Desde el pasado jueves 24 hasta el domingo 27 de julio, más de 50 personas entre voluntariado, patrocinantes, medios de comunicación y miembros de Fundación La Tortuga se dieron cita en Huellas al Agua, jornadas de limpieza y vigilia en la isla La Tortuga, para sacar de sus espacios la mayor cantidad de contaminantes posibles y tratar de ver la actividad de tortugas marinas.

El campamento base estuvo ubicado en Punta Delgada Este, costa protegida por una barrera coralina que tranquiliza las turbias aguas del norte de La Tortuga. Desde su llegada, por vía aérea y marítima, los asistentes comenzaron a vivir la experiencia de permanecer en los espacios inhóspitos de la segunda isla más grande del país y compartir con el resto del público las bondades que la naturaleza nos ha brindado y debemos proteger.

Las jornadas de limpieza se llevaron a cabo bajo el incandescente sol de los días viernes 25 y sábado 26. Durante estas actividades, con la sinergia de todos los asistentes, se logró recolectar en bolsas de alta densidad cerca de una tonelada de desechos sólidos que llegan a la isla arrastrados por las mareas y ponen en riesgo la vida de las especies que en ella habitan como las tortugas marinas. El comando de Guardacostas de la Armada Nacional gentilmente prestó su colaboración al trasladar en el buque Tigargo los paquetes a tierra, donde finalmente se realizó su adecuada deposición en los vertederos destinados para ello.

Adicionalmente a la recolección se realizó una cuadrícula de desperdicios por metro cuadrado para determinar los valores estadísticos de los elementos que más impactan las costas, su composición y posibles orígenes. Estos datos permitirán diseñar acciones enmarcadas dentro del programa permanente de educación ambiental que la fundación ejecuta.

Finalizadas las labores de limpieza, los asistentes disfrutaron de un refrescante baño en las cristalinas aguas de la isla y se integraron a las actividades de recreación que la empresa de eventos especiales Arlequín diseñó para las jornadas.

Durante dos noches, sigilosamente, se recorrieron de punta a punta la costa de Playa Caldera y Punta Delgada Este para tratar de divisar el desove de alguna tortuga o la eclosión de tortuguillos pero la concurrencia de numerosos visitantes en grandes embarcaciones y el ruido que esto ocasiona probablemente espantó a los quelonios. No obstante, se registraron algunos nidos recientes durante los recorridos previos que los expertos en tortugas realizaron durante el día en algunos puntos de la isla y durante la llegada de algunos asistentes, el jueves en la tarde, desde la embarcación que los trasladaba, se pudo observar una tortuga verde de talla mediana nadando en las aguas de Playa Caldera.

Esta actividad se constituye como la XXI jornada de sensibilización y saneamiento que Fundación La Tortuga realiza en varias zonas del país. Mediante estas acciones se pretende formar seres integrales, con gran sensibilidad ambiental, dispuestos a multiplicar el mensaje de conservación y trabajar activamente por el mejoramiento de las condiciones ecológicas de nuestro país. Sólo con el trabajo conjunto lograremos la construcción del mundo que queremos.

Huellas al Agua contó con el apoyo de BP, Decocar, Dipolorca, Sateca, Hielo Glacial, Coranztur, Red Bull y Locatel, instituciones que comprenden y han puesto su granito de arena en esta lucha a favor del ambiente.

Adopta una Tortuga

Galería de Imágenes

Galería de Vídeos

Tutoriales

Noticias Ambientales

Aliados

Visítenos en:

facebooktwittergoogle pluspicasainstagram